“Diario en cuarentena” de Nathalie Peña Comas

Fecha

, Gente

La destacada soprano a nivel nacional e internacional, se suma a nuestra iniciativa “En primera persona”, con la que nos expresa su parecer y sentimientos ante la crisis del Covid-19, que ha trastocado los cimientos más profundos de la humanidad.

Texto: Nathalie Peña Comas   Foto: Fuente externa

 

Cuando a mediados de noviembre de 2019 se recibieron las primeras noticias sobre la existencia del Covid-19 en la lejana China, era insospechable la dimensión que tomaría este virus cinco meses después, convirtiéndose en una pandemia que hoy día afectaría a más de dos millones y medio de personas alrededor del mundo, y tristemente sobrepasando las doscientas mil víctimas mortales.

Viajé en los primeros días de marzo a la ciudad de Madrid, para preparar nuevos papeles de ópera con la gran diva italiana del bel canto, Mariella Devia. Un privilegio… Para entonces, el Covid-19 ya había llegado a España, registrándose menos de 30 casos aislados en el sur del país. Sin embargo, a pocos días de haber partido, la hermosa ciudad se convirtió, por desgracia y en tiempo récord, en uno de los epicentros del brote de Coronavirus en Europa.

En estos días oscuros, la incertidumbre impera en el mundo: ¿Qué pasará? ¿Cuándo terminará? ¿Cuándo podremos ver de nuevo a nuestros seres queridos? ¿Cuándo podremos andar  libremente por las calles y visitar nuestros lugares favoritos? Y para los artistas…. ¿Cuándo volveremos a compartir nuestro arte en vivo con el público?

Al momento, todo es incierto. Lo único certero son los cambios que sufrirá entre muchas otras cosas, nuestra cotidianidad, a raíz de esta experiencia. Y son precisamente éstos, producto de las crisis, los que potencian la voluntad, la creatividad, el razonamiento, las destrezas, la resiliencia. En mi cabeza resuena con insistencia el viejo refrán que reza: “No hay mal que por bien no venga”. Mientras tanto, para alimentar el optimismo, la fe y la esperanza, en estas semanas de confinamiento involuntario, he optado por realizar actividades que me llenan el alma: escuchar música, cuidar el jardín, leer, tocar piano, bailar, reír, estar en silencio, componer… hasta cocinar (¡cada vez mejor!). Continúo elaborando nuevos proyectos, preparando las obras para los compromisos artísticos venideros, produciendo material audio-visual para compartir con el público a través de mis redes sociales y mi canal de Youtube… en fin, la cuarentena no deja espacio para el aburrimiento.

Tengo fe de que saldremos fortalecidos de esta experiencia, para algunos más amarga que para otros. Confío en que seremos más conscientes del valor de un abrazo, un apretón de manos, de compartir con familiares y amigos, del significado de libertad.

Salud y paz,

 

 

 

Mantente informado

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias mas importantes de la actualidad.