Fecha

, Salud

Texto Wendy Almonte Foto Didecs

La célebre frase, pronunciada por Hipócrates, “Que la comida sea nuestra medicina”, toma cada día más fuerza con el uso de la medicina ortomolecular. Conocida como la ciencia que estudia si el cuerpo recibe la cantidad necesaria de minerales requeridos para que las vitaminas y enzimas funcionen correctamente en nuestro organismo, la medicina ortomolecular potencia el uso de las sustancias naturales como las vitaminas, oligoelementos, antioxidantes, aminoácidos, ácidos grasos esenciales e intestinales, enzimas y fibra necesarias para la prevención y el tratamiento de enfermedades.

La doctora Rosira Pichardo Fadul, especialista en medicina estética y regeneración ortomolecular, explica que esta rama está enfocada en el fortalecimiento de la salud, el rejuvenecimiento, la prevención y el tratamiento de las enfermedades crónicas mediante el orden y recuperación del equilibrio fisiológico (natural), en el que se mantienen las moléculas de las sesenta trillones de células de nuestro organismo.

Esta es una disciplina muy eficaz en el tratamiento de enfermedades del espectro de las autoinmunes, inflamatorias, neurodegenerativas, endocrinológicas, cardiovasculares, psico-emocionales y metabólicas, siempre teniendo en cuenta la individualidad bioquímica de cada paciente, explica la especialista que ofrece sus servicios en Vitalie Rejuvenation Center.

“Para ello nos valemos de los estudios científicos más actualizados que destacan el valor de la nutrición y de los suplementos o nutraceúticos en el abordaje de problemas como la diabetes, obesidad, fibromialgia, hipotiroidismo, depresión, ansiedad, Crohn, colon irritable, psoriasis, Parkinson, Alzheimer, gastritis, artrosis, artritis, esclerosis múltiple, fatiga, migrañas, disfunciones hormonales femeninas y masculinas, hipertensión, y todo el abanico de enfermedades tóxicas, ambientales y carenciales entre otras”, expone Pichardo Fadul.

Orientación

La especialista explica que las terapias ortomoleculares, basadas en vitaminas, minerales y oligoelementos, se aplican por diferentes vías: oral, intravenosa, intramuscular y tópica.

Al exponer sus ventajas sobre los fármacos convencionales, la doctora espone que estos últimos suelen interrumpir vías metabólicas para corregir síntomas, pero la ortomolecular respeta la biología humana mediante vitaminas, minerales, oligoelementos, enzimas, anticuerpos, hormonas, ácidos grasos y aminoácidos.

“Un paciente afectado de un problema de salud como los anteriormente mencionados evolucionará mucho mejor si además de la terapia que le indique su especialista sigue un plan de tratamiento ortomolecular para corregir las vías metabólicas alteradas, fortalecer el sistema inmunitario y actuar directamente sobre el desorden a nivel celular que ha provocado la enfermedad, actuando sinérgicamente en pro de la salud”, detalla.

Aval

La medicina y nutrición Ortomolecular fue desarrollada por el doctor Linus Pauling, único científico ganador de dos premios Nobel no compartidos. Su aval existe desde la antigüedad y ya con miles de estudios científicos.

En ese sentido, la especalista informó que existen clínicas de medicina ortomolecular a nivel mundial que tratan un sinnúmero de enfermedades, basadas en esta terapia exclusivamente.

La experta aclara que no se trata de una disciplina alternativa, sino de medicina con todo el rigor y aval científico, y por tanto, únicamente puede ser practicada por un médico debidamente cualificado.

“La aceptación en RD de esta rama médica ha sido, para nuestra sorpresa, inmensa. Cada vez los pacientes están más educados y entienden que no se trata sólo de aliviar los síntomas de una enfermedad, sino de recuperar el equilibrio fisiológico y bioquímico de nuestras células para poder obtener salud para toda la vida”,  doctora Rosira Pichardo Fadul, especialista en medicina estética y regeneración ortomolecular.