El respeto al derecho ajeno

Fecha

, Telegrama

“La tolerancia consiste en el respeto, la aceptación y el aprecio de la rica diversidad de las culturas de nuestro mundo, de nuestras formas de expresión y medios de ser humanos. La fomentan el conocimiento, la actitud de apertura, la comunicación y la libertad de pensamiento, de conciencia y de religión. La tolerancia consiste en la armonía en la diferencia. No sólo es un deber moral, sino además una exigencia política y jurídica. La tolerancia, la virtud que hace posible la paz…

Tolerancia no es lo mismo que concesión, condescendencia o indulgencia… Practicar la tolerancia no significa tolerar la injusticia social ni renunciar a las convicciones personales o atemperarlas. Significa que toda persona es libre de adherirse a sus propias convicciones y acepta que los demás se adhieran a las suyas. Significa aceptar el hecho de que los seres humanos, naturalmente caracterizados por la diversidad de su aspecto, situación, forma de expresarse, comportamiento y valores, tienen derecho a vivir en paz y a ser como son. También significa que uno no ha de imponer sus opiniones a los demás”.

Así reza, en parte, la Declaración de Principios sobre la Tolerancia de la UNESCO, con fecha de noviembre de 1995. Prácticamente 22 años y todavía nos cuesta tanto ser tolerantes, aceptar que pensamos y somos diferentes.

No abundaré mucho, porque ya está prácticamente todo dicho en los párrafos anteriores. 

En Pandora nos unimos a una consigna de paz, de tolerancia y amor que tanta falta nos hace. Decimos “No” a la exclusión, el racismo, sexismo, la discriminación o cualquier otra forma de violencia. Resaltamos y respetamos el hecho de que todos somos diferentes, de color, de religiones, ideales políticos y orientación sexual, pero seguimos siendo hermanos y hermanas. 

Este es un llamado a la paz: entre los pueblos, con la naturaleza, con el prójimo, e incluso con nosotros mismos… como dice un extracto de nuestro reportaje central (pág. 40), “tan pronto un ser humano es capaz de aceptarse a sí mismo, se vuelve más tolerante”. Paz.

 

 

@AiramToribio