Karina Larrauri como Carrie Bradhsaw en Sex and the City

Fecha

, Póster

Por: Leandro A. Sánchez / Coordinación: Larissa Yabra/ Fotografía y manejo digital: Jochy Fersobe / Maquillaje: Mónica Mendoza/ Peinado: Elvira Sepúlveda / Vestuario: Anthony’s

Nuestra invitada encarna el personaje principal de la popular serie de HBO, Sex and the city, que interpreta Sarah Jessica Parker. Karina Larrauri asumió el reto de convertirse en la famosa escritora de nueva york; popular por ser una amante de las fiestas, adicta a la moda y columna vertebral de su grupo de amigas.

Es una mujer capaz, que inspira con su voz a quien tenga la oportunidad de escuchar sus ideas y posturas, pero ante todo, un claro ejemplo de madre y esposa. “Ver nacer a mis hijos (Diego de 14 y Matías de 7), es lo más hermoso e indescriptible que me ha pasado. Saberlos tan míos, verlos crecer, escucharlos decir ‘te amo’ y reaprender todos los días junto a ellos ha sido un camino de muchísimas sonrisas”, nos dice. Y sobre su esposo, Federico Ozores, nos confiesa que, además de ser su compañero de vida, cómplice y amigo, es el promotor de todas sus locuras; el mejor padre que pudo haber elegido para sus hijos.

Si tuviera que definirse, diría que es una persona imperfecta, que aprende de sus errores y comprometida con ser una mejor persona cada día. “Me considero una apasionada de mis quehaceres, optimista hasta la obstinación, amante del debate, pero no del conflicto; respetuosa de los demás, malcriada por momentos y muy, muy intensa”, apunta.

Este 2017 ha aunado esfuerzos en la radio, especialmente en el programa “12y2”, que ha compartido con el comunicador y amigo Sergio Carlo, durante sus casi nueve años de existencia (se transmite de lunes a viernes de 12 del mediodía a 2:00 p.m. por la 91 FM).

Para el próximo año nos cuenta que pretende materializar dos proyectos: uno de teatro y otro de televisión. “A finales del 2016 adquirí los derechos de ambos, pero con el paso de los días entendí que las cosas debían fluir a su tiempo; todo se ha ido acomodando para presentarlo en el 2018”.

13

P Te has destacado por tus acciones a favor de distintas causas sociales, ¿qué te mueve a ello?  El agradecimiento, el saber que he tenido tanto o más de lo necesitado… Ser parte de cualquier proyecto social siempre ha sido importante para mí. Además de la satisfacción y felicidad que brinda el ayudar: devuelve mucho más de lo que regularmente doy.

P ¿Qué nunca negociarías como persona? Nada que tenga que ver con el término “persona” es negociable. Lo que se negocia es laboral o profesional. En el aspecto personal soy dueña de mis decisiones y no estaría dispuesta, nunca, a limitar mi libertad por negociar con ella.

P A tu entender, ¿cómo te encuentras profesionalmente; sientes haber alcanzado lo anhelado? No creo que llegue el momento en el que diga “ya he alcanzado todo lo que quería”. Creo que me he atrevido y explorado mucho de lo soñado. Algunas veces me ha ido muy bien, en otras he aprendido la lección. No tengo una regla para medir cómo me encuentro profesionalmente, pero sí puedo asegurarte que estoy viviendo un momento de plenitud y me siento satisfecha con lo logrado durante estos 17 años transitando entre la televisión, la radio, el cine y el teatro.

P ¿Con qué sueñas? Con ver a mis hijos crecer felices, con una casita en la montaña y con mantener la curiosidad de vivir nuevas experiencias en lo personal y profesional.

P ¿Cómo te gustaría ser recordada? Como alguien que vivió todos los días de su vida con la misma intensidad del último; que procuró ayudar y dar felicidad a sus cercanos, pero sobre todo, como la mamá de Diego y Matías.

P ¿Qué te motiva a levantarte cada mañana? El gimnasio (risas)… La verdad es que mi momento de entrenamiento a primera hora de la mañana es un regalo que me hago todos los días. El despertador suena y antes que todo (incluso desayunar) tengo la ropa deportiva puesta.

P Siempre has estado muy activa en las redes, ¿dónde crees radica su poder? Las redes sociales han sido muchas veces mal vistas y muy criticadas. Yo creo que son un vehículo hermoso para conocer mucha gente que sigue tu trabajo, que es afín a ti en muchos aspectos, y que en gran medida hace que tus días sean mejores. Además, el poder que tiene cada uno en sus redes es increíble. Antes nos limitábamos a lo que se decía en la radio o televisión. Hoy día, cada persona tiene un medio, una voz para expresarse; hemos podido vivir el poder de las redes en movilizaciones sociales… Lo que no podemos es vivir una mentira, exponernos como no somos, vender un personaje, esclavizarnos o utilizarlo como escaparate. Las redes sociales son eso: sociales.

15

P En esta oportunidad interpretas a Carrie Bradshaw en Sex and the City, símbolo de la liberación femenina. ¿Te consideras feminista? La reivindicación de los derechos de las mujer será siempre importantísima. No me gustan las etiquetas y no pudiera contestarte con seguridad si soy o no feminista. Lo que sí puedo garantizarte es que soy una abanderada de la igualdad en el amplio sentido de la palabra. Las limitaciones no pueden darse desde la sociedad. Cada quien recibe lo que siembra en términos laborales o personales, no así, porque la sociedad decida pagarme más o menos, aunque tenga más preparación; o deba quedarme en la casa con mis hijos porque “ese es mi rol”. La decisión debe ser mía, no una imposición.

P Carrie es considerada un ícono de la moda. ¿Qué tan importante lo es para ti? Pudiera mentirte y decirte que la moda es súper importante para mí, pero la verdad es que saldría mucha gente a desmentirlo (risas)… Pienso que más allá de las tendencias, lo que hace lucir a cualquier persona es su seguridad y lo cómodo/a que se sienta con lo que lleva puesto. Con esto no quiero decir que estoy totalmente divorciada de lo que representa la moda, pero tampoco persigo tendencias. Busco ropa que me haga sentir cómoda y libre.

P ¿Crees tener algún parecido con el personaje? La verdad es que no, pero llevo la mitad de mi vida escuchando a cercanos decir que me parezco. Se me ocurre que quizás pudiera ser su doble y sumar unos cuantos ceros a mi cuenta (risas).

Como mujer…

“Me preocupa el país que dejo a mis hijos, el saber que aún hoy nuestros derechos están coartados. También la violencia de género y la falta de estrategias y decisiones concretas para enfrentarlo. Por igual, las niñas y adolescentes de nuestros barrios y la falta de empoderamiento y educación sexual”.

14Espejo social 

Lo interesante de las series de televisión es que a través de muchas de ellas podemos entender las distintas situaciones que en el día a día nos toca vivir, y mucho mejor: sirven de herramientas, mediante el ejemplo, para enfrentarlas.

¿Quién no recuerda el revuelo que causó Sex and the City tras su lanzamiento? Su éxito, definitivamente radicó en que las mujeres (público al que se dirige), lograron identificarse con sus personajes.

En otras palabras: no estaban solas en el mundo.

La serie intenta mostrar cómo, lejos del amor maternal y conyugal, las féminas tienen también la oportunidad de ver un futuro más promisorio, acceder a bienes de consumo, al poder, al saber o al éxito profesional… Todo esto plasmado en las aventuras y desventuras de cuatro amigas.

¡Pero ojo!, también pudiera llegar a ser un arma de doble filo en materia de consumismo desenfrenado. Esto, sobre todo, porque en el caso particular de Carrie Bradshaw es una escritora fanática de los clubes, bares y restaurantes; muy conocida por su inigualable estilo para vestir. Autoproclamada fetichista de los zapatos, que a menudo se topa con su límite de crédito en una salida de compras y que siempre ostentó la frase: “Me gusta tener mi dinero en donde lo pueda ver: colgando en mi armario”.